BODA TARASCA

Probablemente han escuchado historias interesantes acerca de los rituales y celebraciones de nupcias que se preservan aún en distintos puntos de América Latina. La mayoría son completamente distintas a lo que estamos acostumbrados en la actualidad, sin embargo no dejan de ser una hermosa manera de preservar lo que han dejado nuestros antepasados.

A continuación, les contamos un poco acerca uno de los rituales para contraer nupcias en Tarasco, lugar en dónde esta tradición sigue vigente.

La boda Tarasca

Este tipo de ceremonia aún tiene lugar en Uruapan y se conservan en ella la mayoría de los rituales de matrimonio.

La “Guarati” (Novia) ha dejado el traje típico para darle paso al vestido blanco, aunque este aún conserva el diseño tradicional y en cuanto a los hombres, éstos dejaron el traje de manta blanca, el gabán y los huaraches, por la mezclilla y las botas.

Anteriormente “Boda” era pronunciada por los Tarascos como “kánakua” que significa “corona” ya que durante la ceremonia religiosa se usaba una corona de pan, hoy en día se usa una corona de pequeñas flores. Se emplean los términos “tembúchakua” para boda, “tembucha” o “tembúchani” para novio, y “témbua” o “tembúnani” para novia.

12920319_1127855547266575_3457985101766503681_n

La “Kupera” (Boda) como le llaman los Tarascos se celebra durante varios días, el primer día, las campanas de la iglesia suenan desde muy temprano para anunciar el enlace, cuando llega la hora los novios son acompañados por sus padres desde sus respectivos hogares hasta la iglesia.Cuitzeo-Michoacán-04

Después de la ceremonia religiosa, los ya esposos, invitados y familiares se dirigen a la casa de los padrinos, acompañados por el cuetero quién es el que anuncia la fiesta y recorren su camino con una banda que interpreta diferentes pirekuas o canciones. Ya estando ahí a todos se les ofrece una jarra de atole y al servicio están también las deliciosas charolas de pan para acompañar.

DSC00264-500x375

Posteriormente, los ancianos a quienes se les guarda gran respeto, los padres y los novios, los padrinos y recién desposados se dirigen al interior de la casa, y ya dentro en una de las habitaciones se pronuncia en lengua tarasca una petición por el bienestar de la pareja en su nueva vida juntos.

Se arrodillan ante un altar con diversas imágenes religiosas y veladoras, dan gracias a su Dios por permitirles celebrar la unión; el altar se complementa con botellas de alcohol de caña, figuras de pan, cigarros, etcétera, que representan la abundancia de la cual estará rodeada la pareja.

Mientras tanto, en la casa del novio se prepara una gran cantidad de tamales a los que les llaman “khurhunda” hechos de masa de maíz y envueltos en las hojas del mismo y se cosen a vapor en ollas de barro, así mismo también se prepara un platillo similar al mole de olla, al cual le llaman “churhipu”.

Es ritual permanente trasladarse de un lugar a otro bailando al ritmo de la música que toca la banda por las calles hasta llegar al destino, además de que los alimentos que se le otorgan a los invitados, no pueden ser despreciados.

Es común que en una parada en la casa de la novia todos los invitados se formen en dos filas paralelas, y a cada persona se le dé atole verde de grano de maíz, conocido como kamata, el cual se toma directamente del plato, a la vez que se baila al ritmo de la música.

12938348_1127855517266578_3932314576652923282_n

Al final de la ceremonia la novia es llevada a la casa de los padres del novio, en cuya entrada la esperan las “maringuiñas” es decir, hombres disfrazados de mujeres, quienes la hacen recorrer el lugar a toda velocidad para mostrarle el que será su nuevo hogar, y que compartirá con su familia política por lo menos un año, tiempo durante el cual será la encargada de cuidar y llenar de alegría ese espacio.

En otros casos la recién casada es llevada a la cocina, donde se le embarra la cara con cenizas del fogón, y se le otorga con esto el título de responsable absoluta del lugar.

Y ahora hablando de los regalos que recibe la pareja, en cuanto a la novia son en su mayoría prendas para vestir como faldas, vestidos, rebozos de todos colores y formas, blusas y hasta zapatos.

Para el novio son sombreros, cinturones, camisas, pantalones y botas, hasta cobijas y cobertores, además de que tendrá que bailar con cada uno de los otorgantes de cada obsequio que se le da, portando la prenda sobre los hombros o tomándola en una de sus manos para mostrarle su agradecimiento.

Es así, como se lleva a cabo una boda en Uruapan Michoacán, otro dato curioso, es que los niños del pueblo también tienen un papel importante, ya que durante la celebración de las nupcias, se hace una especie de “ensayo” para cuando ellos se casen, sin dejar de mencionar que con su singular alegría, le dan vida a la celebración.

Como podemos apreciar, este tipo de rituales que aún se conservan en nuestro México, lo hacen aún más especial y lleno de tesoros para compartir.

Las bodas, siguen siendo motivo de gran celebración y alegría, cada una con su toque especial, llena de sonrisas y momentos irrepetibles y completamente valiosos.

En cada rincón de México, hay una feliz pareja ansiosa por que llegue el día en que unirán sus vidas. En cada rincón de México hay una tradición preservada.

Próximamente, tendremos un artículo acerca de las bodas Maya, estén al pendiente.

amberhi uxaki

(Hasta pronto)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s